Lunes, 15 de octubre de 2018
dakar 2018
Silva: "La exigencia de este Dakar no tiene comparación con los otros que he corrido"
Viernes, 12 de enero de 2018
En el día de descanso en la ciudad de La Paz, el chaqueño conversó con el equipo Campeones en un alto de los trabajos sobre los prototipos del equipo Colcar Racing Team. "No hay nada grave que nos preocupe y ahora estamos realizándoles un repaso general de todos los elementos", contó. AUDIO
Por: DD

Tras seis etapas exigentes por tierras peruanas, Juan Manuel Silva y Martín Maldonado, pilotos de los prototipos del equipo Colcar Racing Team, se encuentran en el día de descanso en la ciudad de La Paz, trabajando en la revisión de los coches para mañana reiniciar la competencia.

Silva hizo un alto en esas tareas y dialogó sobre su décima experiencia en la 40ª edición del Dakar. "Estoy feliz de estar acá, con la tranquilidad de saber que los proto están muy bien, no hay nada grave que nos preocupe y ahora estamos realizándoles un repaso general de todos los elementos. Esperemos juntar fuerzas, renovar energías y llegar a Córdoba", comentó el chaqueño.

En cuanto a la dificultad de la competencia, el Pato coincidió con la mayoría de los pilotos más experimentados. "No fue fácil. La exigencia de este Dakar no tiene comparación con los otros que he corrido. Los peruanos nos habían adelantado de la dureza de las dunas y el gran temor era pasar por las dunas de Tanaka. Pudimos lograrlo y ahora hay que cargar las pilas para el segundo tramo, que va a ser tan difícil como el primero pero por los caminos de Argentina, que conocemos", indicó.


En esas arenas, Silva pasó por al lado del Peugeot de Sebastien Loeb, encajado en un pozo, y el mismo francés lo filmó con su celular. "Tuve la suerte de pasar por ahí, con una configuración de inflado de neumáticos con la que solamente un loco podría largar, y las dunas son una caja de sorpresas. La situación es que no ves, y justo él se quedó ahí, pero son casualidades; podía haber sido yo el que lo filmaba. Fue una de las arenas más blandas por las que nos tocó pasar", comentó el chaqueño.

Uno de los inconvenientes que tuvo el campeón 2005 del TC fue en la tercera etapa, cuando rompió el diferencial del proto Nº332. "No sabemos qué pasó con el diferencial, un elemento que es muy difícil que se rompa, pero pasó. Uno trabaja para que las cosas no ocurran pero pasan, estamos expuestos pero por suerte pude reparar y seguir en carrera. Por suerte tenía el repuesto. Y antes de ser corredor, fui mecánico, y ahí nos pusimos a repararlo. Por suerte me quedé al costado del mar. Tuvimos esa fortuna de hasta el lugar donde me quedé", contó.

"Muchos patrocinantes que, además de ayudarnos económicamente, nos ayuda en la carrera. Como por ejemplo los amigos de Vigia, que cuando ocurre algún problema, el sistema te para el motor y te deja reparar el problema. Y otros como herramientas Mota; los lubricantes Total; los amigos de Pereira, que nos proveen de los elementos eléctricos para el box; y Tacsa, con las cintas y los precintos".

Por último, y cuando se lo consultó sobre los objetivos que se pusieron con el equipo para el segundo tramo de la competencia, el Pato sostuvo: "Siempre quiero mejorar lo hecho en el 20º lugar del 2014 y hoy no puedo pensar en mejorar ese puesto. Uno no viene a llegar, viene a competir, pero hoy mi función es apuntalar a Martín, que está cerca del top 20. Y llegar a todas, por eso estamos trabajando con el equipo".

design by Lop Multimedia ®
powered by